Nota de prensa
  • Empezar el cole con buen pie
  • Grau Soler, expertos en ortopedia, recomiendan revisar los pies de los niños antes de elegir el calzado para la “vuelta al cole”
  • SOGUES COMUNICACIÓN - 23/08/2012, 12:08h

“El uso exclusivo de zapatillas deportivas son una de las causas más habituales de los problemas podológicos infantiles” según Beatriz Camós, Directora General de Grau Soler

El uso habitual de deportivas para ir cómodos, hacer deporte y jugar provoca que el pie se ensanche. Beatriz Camós, Directora General de la ortopedia Grau Soler, confirma esta tendencia. Es por ello que es aconsejable alternar diferentes tipos de calzado y visitar regularmente al podólogo para prevenir posibles deformaciones. Según la experiencia de Grau Soler, expertos en plantillas infantiles, las patologías podológicas más comunes en los niños son los pies planos, cavos, varos o valgos; problemas que se corrigen fácilmente con el uso de unas plantillas adecuadas.

Es muy común el uso de plantillas en niños, se estima patologías como el pie plano, constituyen cerca de un 50% de todas las consultas de traumatología infantil y esto no les causa absolutamente ningún inconveniente en su vida diaria. Las plantillas infantiles de Grau Soler están diseñadas para que los niños no tengan ninguna limitación y que puedan jugar y correr sin problemas. Pero no todas las plantillas son iguales. Resulta determinante que estén elaboradas del material adecuado, que sean personalizadas y adaptadas en función de la patología y de las necesidades del niño. En este sentido, pueden ser: acolchadas, semirrígidas o rígidas completamente, si la corrección que hay que hacer es más severa. Los especialistas de Grau Soler aconsejan en cada caso el tipo de plantilla más adecuado siempre según el diagnóstico del podólogo.

Mi hijo tiene que llevar plantillas, ¿y ahora qué?

Una vez el médico ha diagnosticado una patología en los pies del niño, Beatriz Camós nos explica qué pasos se siguen para el diseño de la plantilla: En primer lugar, en Grau Soler, los ortopedistas realizan un estudio con huella de pisada en estático y dinámico. Se importan las mediciones a un software específico y se eligen los materiales. Finalmente, se hacen las modificaciones pertinentes para que se adapten totalmente al pie del paciente. De esta forma cada plantilla esta hecha totalmente a medida del pie teniendo en cuenta el peso del niño, su nivel de actividad y su edad, “Las plantillas estándares no pueden ofrecer el mismo nivel de comodidad y de tratamiento que las que han sido diseñadas a medida por un experto” asegura Camós.

La edad sí importa

Al poner plantillas a los hijos, hay que tener en cuenta su edad. Beatriz Camós no considera recomendable hacerlo antes de los 5 años, al menos que haya un problema muy serio. “Los niños, cuando son pequeños, son laxos y a medida que van creciendo, su huella plantar va cambiando”.

Una vez que el especialista ha prescrito el tiempo de duración de la las plantillas, estas suele durar entre 12 y 18 meses. El coste oscila entre 100 y 120€ incluyendo el estudio personalizado.

Actualmente, las plantillas son mucho más cómodas y prácticas que las de antaño. Son lavables y no precisan de un calzado específico para su uso.

Para más información:
SOGUES COMUNICACIÓN
T. 93 368 24 81
prensa@sogues.com
www.sogues.com



Síguenos en Twitter:
Carpeta de prensa:


Contacta con Acceso - 91 787 00 00 / 93 492 00 00
Mapa Web - Todos los derechos reservados - Aviso legal - Web Accesible